Todo el que piensa en vender una casa cree que solamente va a tener ventajas y que recibirá a cambio una compensación económica por la venta de su inmueble. Pero vender una casa entraña unos gastos a los que hay que hacer frente, como trámites administrativos, impuestos y demás gestiones, que hay que tener en cuenta como vendedor.

Desde nuestra agencia inmobiliaria Inmoboss vamos a explicar cuáles son estos gastos y cuánto corresponde pagar al vendedor de una casa.

¿Cuáles son los gastos que tiene que pagar el vendedor de una casa?

Como comentábamos, entre los gastos que tiene que pagar el vendedor de una casa, se encuentran trámites administrativos e impuestos.

– Impuestos que corresponde al vendedor de una casa:

  • Impuesto de la renta sobre las personas físicas (IRPF):este impuesto tributa cuando se vende una casa, siempre que se obtenga una ganancia patrimonial. Es decir, en el caso de que el precio de venta sea superior al precio de compra.

Para saber si ha habido una ganancia patrimonial o por el contrario una pérdida patrimonial hay que calcular la diferencia entre el valor de adquisición y el valor de transmisión.

  • El valor de adquisición consiste en el importe real de adquisición que aparece en la escritura de la vivienda o en el caso de herencia, el valor que esté declarado a efectos de Sucesiones y Donaciones. A esto se suma el coste de inversiones y mejoras que se hayan efectuado en el inmueble, más los gastos y tributos que se derivan de la venta (gastos de Notaría, impuestos, etc).
  • El valor de transmisión consiste en el importe de la transmisión que está declarado en la escritura de venta o en el de Sucesiones y Donaciones (en caso de herencia), menos los gastos y tributos de esa operación de transmisión: plusvalía municipal, gastos de escritura…

Restando el valor de adquisición al valor de transmisión nos dará una cantidad que reflejará la ganancia o la pérdida patrimonial.

En el caso de que si hubiera una ganancia patrimonial el porcentaje de IRPF dependerá de la cantidad obtenida:

  • 19% hasta 6.000€
  • 21% entre 6.000€ y 50.000€
  • 23 % para ganancias superiores a 50.000€.

Hay algunos supuestos por lo que se puede obtener la exención de pago del IRPF:

  • Que el dinero obtenido en la venta sea para reinvertir en vivienda habitual.
  • Que el vendedor sea mayor de 65 años.
  • Que la venta sea como dación en pago.

– Impuesto por Incremento del valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, este impuesto que también se conoce como plusvalía municipal, se calcula mediante el valor catastral del terreno y los años que han pasado entre la compra y la venta de la casa. Es un impuesto municipal y por lo tanto el tipo de gravamen depende de donde esté ubicado el inmueble, así como las bonificaciones existentes para reducir el porcentaje.

– Impuesto de bienes inmuebles (IBI)el vendedorde la casatiene que abonar este impuesto anual cuando realice la venta.

Otros gastos que asume el vendedor de una casa

Además de los impuestos el vendedor de una casa tiene que asumir otros gastos:

  • Gastos de notaría: producidos por el otorgamiento de escritura pública de compraventa.
  • Gastos de Registro de la Propiedad: correspondientes a la inscripción de las Escrituras quemadas por el notario.
  • Gastos de cancelación de la hipoteca: en el caso de que haya hipoteca, habrá que asumir estos gastos de cancelación, que dependerán del año en el que se obtuvo el préstamo hipotecario:
  • 0,5% durante los 5 primeros años y 0,25% para el resto de los años para las hipotecas anteriores al 9 de diciembre de 2007.
  • 0,5% durante los tres primeros años, 0,25% hasta el quinto año y 0% a partir de los 5 años para las hipotecas de tipo variable tras la nueva Ley Hipotecaria de 2018. Por su parte, las hipotecas de tipo fijo, tendrán un 4% durante los 10 primeros años y un 3% a partir de los 10 años.

– Gastos para obtención del certificado energético: es obligatorio presentar el certificado de eficiencia energética o certificado energético a la hora de vender un inmueble.

– Gastos de comisión inmobiliaria: en el caso de que el vendedor de la casa haya contratado una agencia inmobiliaria tendrá que calcular entre un 3% y un 5% del precio final más, dependiendo de la agencia.

Call Now Button
× ¿Cómo puedo ayudarte?